Láser capilar

Los tratamientos capilares que incluyen sesiones con fototerapia láser buscan fortalecer y evitar la caída del pelo. El láser capilar es un avance tecnológico de baja frecuencia la cual no posee en sus registros efectos secundarios en pacientes que lo han tratado, y esto es gracias a la poca invasión que éste produce en el organismo humano.

capillus_office_proSe ha demostrado científicamente que este procedimiento de láser capilar produce un aumento en la circulación de la sangre y en el metabolismo celular, actuando directamente sobre el cuero cabelludo desarrollando las células capilares y aportando nutrientes y vitaminas desde la raíz hasta las puntas del pelo. Provoca una bio-estimulación que hará del cabello un tejido más fuerte y resistente, donde visualmente se podrá apreciar mayor cantidad a nivel voluminoso.

La luz que provoca el láser penetra dentro de los tejidos del cuero cabelludo siendo de ayuda para la síntesis proteínica y, sumada a las características benéficas que anteriormente se mencionaron, gracias a esta actividad subcelular y celular que proporciona resulta muy positivo para frenar la caída del cabello causante por la dihidrotestosterona.

Sus tres bases que lo hacen eficaz se fundamentan en:
– La vasodilatación de los torrentes sanguíneos permiten que la sangre fluya con más facilidad, brindando oxigenación a los bulbos capilares y a la sangre misma. La fototerapia con láser le dará al pelo vida, brillo, elasticidad y cuerpo, reduciendo la grasa, la sequedad o la caspa que pueda padecer el cuero cabelludo y el pelo, activando la regeneración de la célula capilar, eliminando las posibles obstrucciones del bulbo así como también su calcificación.
capillus_office_pro_full– Por otro lado, la energía láser logra transformarse en energía celular. Aumentando la energía en las células capilares generando un favorecimiento a la administración de nutrientes que el pelo necesita para su salud.
– La vibración, por su parte, tiene el fin de atraer las células a armoniosos patrones que aumentan la energía capilar.

Todas estas condiciones que los tratamientos con láser capilar fomentan, ayudan al crecimiento del cabello y a su fortalecimiento. Es un complemento a cualquier tratamiento piloso el cual aportará beneficios, reavivando y reactivando las células capilares a tratar. Este tratamiento se descubre a través de los resultados que demostraban tratamientos láser que implicaban úlceras, que es para lo que anteriormente se utilizaba la terapia láser. Al ver que los pelos de la región tratada aumentaban en calidad y volumen gracias a la circulación sanguínea, entonces decidieron probarlo ante situaciones capilares.

Es un tratamiento que brinda seguridad, eficacia y gran tolerancia cutánea. No solo fortalece y le amplía la posibilidad de crecimiento al cabello ya existente, sino que también activa folículos pilosos no activos o poco activos y logra notarse crecimiento de nuevo pelo. En el mercado ha aparecido instrumentación doméstica para practicar el tratamiento láser en su hogar sin la necesidad de un profesional, pero esto no resulta recomendable ya que debe evaluarse la fiabilidad del producto, y siempre es requerida la asistencia profesional y experimentada para evitar cualquier daño posible.